Caracas, 15 de Septiembre de 2011 Espacio  
     
Nazario Mejías

Me siento tan seguro en Playa Azul que pienso que será mi último eslabón
     
Foto
 
Foto
 
Foto
 
Foto
 
Foto

 

Nazario Antonio Mejías González es un guaireño nato que ha estado siempre atado a su tierra y al mar que la rodea. Hijo de padres guaireños, se crió, estudió y formó en Caraballeda, con la ilusión desde muchacho de incursionar en la carrera hotelera. Convencido de que sólo el esfuerzo y el estudio enaltecen al ser humano, con ese sentido de perseverancia que lo caracteriza, se dedicó de lleno a prepararse en la rama de la hotelería de alto nivel en el INCE-Turismo. Más tarde complementó su formación con cursos en el Instituto de Capacitación Turística, INCATUR, dictados en los Hoteles Meliá y Sheraton, donde también se desempeñó en la especialidad de Alimentos y Bebidas.

Comenzó a trabajar en el Club Playa Azul a los 13 años, cuando era presidente Enrique Cedrado. Estuvo en el Club entre los años 69-75, como ayudante en el Bar Tacoa, que ha sido su centro natural de operaciones. Trabajó durante temporadas en el Bar K, en los salones de juegos que eran muy concurridos, donde los socios se entretenían hasta el amanecer. Terminaba en el Bar K y si hacía falta personal iba a la Fuente de Soda, y luego a la Sala de Juegos.

-Me trajo mi primo Guillermo Trias, quien trabajó durante muchos años en el Club. Era tan solo un niño y Playa Azul fue mi primer trabajo. Nunca olvidaré esos inicios. Todo era tan bonito, y así se mantiene hasta hoy. Me enamoré de mi trabajo y del Club, admiré a la gente, a sus socios, tan educados y de buenos modales, y me propuse observarlos, aprender de ellos, adquirir conocimientos. Es algo así como leer un libro donde siempre algo aprendemos y nos nutrimos. Porque como somos consecuentes con los socios, ellos alternan con los trabajadores, con respeto pero con mucha cercanía.

Nazario cuenta que en 1975, cuando tenía 19 años, ya tenía un carrito y algún dinero ahorrado, pero tuve que abandonar el Club porque sólo trabajaba los fines de semana y eso no era suficiente. Estuve trabajando en los hoteles Meliá y Sheraton, en este último como Capitán de Mesoneros, y durante seis años en el Caraballeda Golf Club como Maitre. En este Club alternaban mucho los socios de los Clubes Camurí Grande y Playa Azul por el atractivo del golf, ahora hay poca afluencia pero los campos se conservan. Yo juego golf desde hace 30 años. Como Maitre del Club tenía mi carnet que me acreditaba para jugar en el Club.

¿Qué es lo que más le gusta de Playa Azul?

-Es la estabilidad laboral que no he encontrado en otra empresa. Regresé al Club en el 2008, con horario completo, directamente al Bar Tacoa donde me desempeño como Capitán de Mesoneros. Vuelvo porque el contrato colectivo es muy bueno, el mejor a nivel de los clubes y hoteles del litoral; no he encontrado otros que superen al contrato de Playa Azul, y siempre se está mejorando.

-Anteriormente, la Gerencia de Alimentos y Bebidas era administrada por un concesionario que solicitaba personal durante los fines de  semana; no existía el reconocimiento a los méritos ni ninguna estabilidad como ahora. Me siento tan seguro aquí que pienso que Playa Azul es mi último eslabón. Además, cuento con el cariño que me tienen los socios, que me lo han demostrado, he estado en casa de ellos, en visitas cuando están enfermos, y también me han invitado. De hecho he recibido muchas muestras de solidaridad cuando he tenido problemas. Pero esto se gana: aquí hay que tener vocación de servicio y eso ha mermado en un 75% y creo que me quedo corto.

-Los que llevamos tiempo acá tratamos de estimular a que trabajen con cariño, especialmente a los jóvenes, a los muchachos de 18 y 19 años que se desempeñan como ayudantes de mesoneros a nivel de la playa, aconsejándoles a que no abandonen sus estudios así vean mucho dinero en el mercado laboral; que tengan un título ya que nunca se les va a deteriorar, que sean humildes y parados en el sitio donde deben estar ubicados. Eso es muy importante. Los socios vienen con el único interés de pasarlo bien, de ser consentidos, bien atendidos. Yo me atribuyo bastante esa parte, trato de hacer lo que puedo. Se registran inconvenientes pero tratamos de resolverlos. Se hace necesario dictar más talleres y cursos para elevar la calidad del servicio.

-He trabajado en todos los clubes del estado Vargas, exceptuando a Oricao. Estuve en el  Playa Grande Yachting Club, en Camuri Grande, Puerto Azul, Caraballeda Golf & Yacht Club y Tanaguarenas. En la gran mayoría eran concesionarios que no acostumbran a acatar las leyes y hay mucha inestabilidad. Aquí tenemos un sindicato, estamos amparados por un contrato colectivo y se respetan las leyes. Desgraciadamente, perdimos a los grandes hoteles Meliá y Sheraton, este último una completa estructura vacacional, que apoyaban significativamente el empleo en Vargas. Ahora son los clubes a nivel privado los que asumieron ese compromiso.

Dicen que Nazario es una persona muy querida

-Sin jactancia puedo decir que me llevo muy bien con los socios y con mis compañeros. Soy bastante popular a pesar de tener cara seria; siempre trato de ayudar en lo que pueda.

Sólo trato de cumplir mi responsabilidad en la mejor forma posible. Yo estoy aquí para servir, en una actividad que me mantiene siempre en acción; yo corro todo el día, dice Nazario Mejías mientras apura la entrevista para regresar al Tacoa. No estudié para más nada, esta es mi profesión, de esto vivo, y con ella he mantenido a mis seis hijos, a cinco hembras y a un varón. Cuatro de mis hijas son profesionales, en educación especial, comercio internacional, y en administración de empresas; la menor acaba de salir de bachillerato. Es un gran orgullo sacar adelante a mis hijos.

Cristina Pradenas
Prensa y Comunicaciones

     
   
BulletGustavo Larrazábal

BulletClaire de Salas

BulletJuan Carlos Pacheco

BulletMaría Antonia Dias-Aidos de Ruiz

BulletBetty Rangel

BulletNazario Mejías

BulletCarolina Filesari de Abdala

BulletIsabel Castro de Vegas

  BulletJosé Soler, Contralor de Playa Azul

BulletAlberto Mestre

BulletAlberto Crespo Alvarado

BulletGiulietta Maio

BulletJosé Montes Romero

BulletMarbelys M. Flores Romero

BulletEduardo Gómez Tamayo